Inscríbete en el boletín de noticias

Inscríbete en el boletín de noticias de Stellantis Communications y mantente informado de todas las novedades

17 jun. 2021

1000 Miglia 2021: la primera etapa

La leyenda Alfa Romeo vuelve a las carreteras de la 1000 Miglia: 400 coches históricos en carrera, 50 pertenecientes a la marca del Biscione, con el Giulia y el Stelvio también en la caravana oficial La etapa de ayer ha llevado a la caravana de Brescia a Viareggio, entre el entusiasmo del público que siempre ha acompañado la carrera y ha podido disfrutar con intensa pasión al ver pasar los nuevos Giulia GTA y GTAm El número 37, el 6C 1500 Super Sport de 1928 pilotado por el dúo Moceri-Bonetti, es actualmente cuarto en la clasificación El presidente de Stellantis, John Elkann, y su esposa Lavinia Borromeo han resumido toda la emoción del día

1000 Miglia 2021: la primera etapa

 

  • La leyenda Alfa Romeo vuelve a las carreteras de la 1000 Miglia: 400 coches históricos en carrera, 50 pertenecientes a la marca del Biscione, con el Giulia y el Stelvio también en la caravana oficial
  • La etapa de ayer ha llevado a la caravana de Brescia a Viareggio, entre el entusiasmo del público que siempre ha acompañado la carrera y ha podido disfrutar con intensa pasión al ver pasar los nuevos Giulia GTA y GTAm
  • El número 37, el 6C 1500 Super Sport de 1928 pilotado por el dúo Moceri-Bonetti, es actualmente cuarto en la clasificación
  • El presidente de Stellantis, John Elkann, y su esposa Lavinia Borromeo han resumido toda la emoción del día

 

 

Madrid, 17 de junio de 2021. A las 13:30 horas de ayer se pisó el acelerador por primera vez en el Viale Venezia de Brescia, a la altura de los jardines Rebuffone. El entusiasmo, el frenesí y la velocidad conviven con la sensación de que el tiempo se ha detenido. El trayecto, este año en sentido contrario a las agujas del reloj (la carrera llegará a Roma desde el mar Tirreno y luego regresará a Brescia por el Adriático), es como una alegoría de un viaje en el tiempo. Pero uno de los muchos aspectos interesantes de la recreación histórica es la convivencia en las calles de modelos de diferentes épocas, todos unidos por el encanto y la belleza. Ya en 1927, el periodista Giuseppe Tonelli escribió que la 1000 Miglia era «algo indefinido, algo sobrenatural, que recuerda los viejos cuentos de hadas [...] y ahora muestra el progreso de los vehículos y la audacia del ser humano». Pero el tiempo no se ha detenido realmente, el progreso es innegable y evidente, sobre todo con los Alfa Romeo Stelvio y Giulia, los modelos de la flota oficial que siguen la carrera.

 

Declaraciones del  presidente de Stellantis John Elkann y su mujer Lavinia Borromeo

«Regresar a la 1000 Miglia nos ha ofrecido intensas emociones: ha sido increíble cruzar las plazas abarrotadas y sentir el entusiasmo de todos los aficionados. El comportamiento de nuestro Alfa Romeo 1900 Super Sprint también ha sido asombroso: hemos tenido que pisar a fondo para llegar a tiempo al control de Parma. Después, en el puerto de la Cisa hemos podido disfrutar de algunas de las vistas más impresionantes y las carreteras más divertidas; llegar al paseo marítimo de Viareggio también ha sido increíble. Es la carrera más bonita del mundo en el país más hermoso del mundo: nos gusta pensar que la gran participación es una señal de optimismo y recuperación, además de pasión por Alfa Romeo».

 

De Brescia a Parma, del rugido del GTA a la música de Verdi

En cuando a la pasión por Alfa Romeo, los innovadores motores de altas prestaciones, el diseño claramente italiano y las soluciones técnicas únicas hacen que tanto el Giulia como el Stelvio sean dos auténticos Alfa Romeo. El Giulia GTA sin duda llama la atención: se reconoce de inmediato por su caracterización exclusiva en la que conviven estética y funcionalidad, en una mezcla indistinguible que confirma su esencia de automóvil de altas prestaciones, no un mero ejercicio de estilo. Su aspecto es increíble, pero también su sonido cuando da rienda suelta a los 540 CV del motor Alfa Romeo 2.9 V6 Bi-Turbo con la mejor potencia específica de 187 CV por litro de su clase y la capacidad para ofrecer prestaciones extraordinarias. Con el sistema Launch Mode, pasa de 0 a 100 km/h en solo 3,6 segundos.

 

El calor del público, los lugares emblemáticos y el tic-tac del cronómetro

Mientras tanto, las carreteras del trazado se van llenando de gente: la caravana entra en Emilia-Romaña para rendir homenaje al lugar de nacimiento de Giuseppe Verdi en Roncole di Busseto (provincia de Parma), un homenaje al célebre compositor, cuyo 120 aniversario de su muerte se conmemora este año. Es una prueba más de que la 1000 Miglia es un auténtico evento cultural en todos los aspectos. Para segmentar el viaje hacia el destino final, habrá una serie de controles de tiempo y de sellado. Cada competidor recibe una tarjeta al inicio que se debe sellar en determinados momentos de acuerdo con su número de salida. Parece complejo, pero se vuelve cada vez más espontáneo a medida que avanza la carrera. A lo largo del camino, se establecen las pruebas cronometradas según el libro de ruta. Son tramos que deben abordarse en un período de tiempo específico, en un promedio horario particular. ¿Qué es más divertido, la velocidad pura o la regularidad? Una pregunta sin respuesta que suscita opiniones encontradas, aunque compartido por todos los pilotos es el entusiasmo que se siente cuando arranca la carrera.

 

Primera etapa, segundo sector: la llegada a Versilia

El puerto de montaña de la Cisa marca la frontera entre Emilia-Romaña y Toscana, y después de las desafiantes carreteras de montaña y sus paisajes inolvidables, la altitud desciende hacia el mar. Con la mirada hacia el oeste, la caravana puede disfrutar de la lenta puesta de sol de estos días previos al verano. Desde Sarzana en adelante hay un desfile de localidades turísticas de playa: Marina di Massa y Marina di Carrara llevan a la Versilia, una comarca entre los Alpes Apuanos y el Parque natural de San Rossore, famoso por sus playas de fina arena y sus dunas costeras. A medida que avanza, la caravana pasa por el exclusivo Forte dei Marmi, seguido de Pietrasanta y Camaiore. La noche ya ha caído cuando se llega a Viareggio: se sienten los kilómetros, pero el cansancio se alivia con el sonido de las olas en una de las localidades más hermosas del litoral toscano. La temporada de baño está cobrando vida con el calor y la gran cantidad de visitantes. Incluso aquí, el «museo itinerante único en el mundo», en palabras de Enzo Ferrari, es el gran atractivo de la velada.

 

Otros contenidos

ÁLBUM

Inscríbete en el boletín de noticias.

INSCRÍBETE AHORA